Una manera divertida de aprender a crear videojuegos

El Camp Tecnológico, para jóvenes de entre 6 y 17 años, te ofrece la oportunidad de iniciarte en la programación de videojuegos

Iñigo GARCÍA DE ANDOIN

Cada vez son más los jóvenes que se interesan por la creación de videojuegos. Hace unos años era una disciplina muy difícil de estudiar, pero desde que comenzó el auge de las nuevas tecnologías es mucho más sencillo aprender a programar videojuegos. El problema está en saber cómo y dónde empezar. El Camp Tecnológico ofrece a jóvenes de entre 6 y 17 años la oportunidad de crear su propio videojuego a través de una de las plataformas más conocidas: Unity.

Unity es uno de los motores de videojuegos más utilizados actualmente, alrededor del 50% de los juegos de móviles han sido creados con esta plataforma. Su fácil manejo permite que cualquier estudiante pueda desarrollar un videojuego. En el taller se imparte un nivel de iniciación en Unity. En una primera etapa, los alumnos aprenden a manejar la interfaz y los conceptos básicos del lenguaje de programación de Microsoft, que es el que utiliza Unity.

Sin embargo, Unity no es la única herramienta que utilizan, aplicaciones como Tynker, Tincercad, Scratch o incluso Phyton también son útiles para enseñar a los jóvenes a diseñar y programar videojuegos. “También nos valemos de videojuegos muy populares como Minecraft o Roblox para enseñar cómo sería la creación de servidores, la programación y la gestión de un videojuego”, añade el responsable de redes sociales de Camp Tecnológico.

El Camp Tecnológico ayuda a los jóvenes a desarrollar nuevas habilidades relacionadas con la tecnología

El taller no solo sirve para entretener a los más pequeños de la casa en su tiempo libre, sino que les ayuda a desarrollar nuevas habilidades relacionadas con la tecnología. “Es importante que los más jóvenes puedan iniciarse en el aprendizaje de la programación en general, ya que es una habilidad que es y será muy demandada en casi cualquier oficio”, destaca el responsable en redes sociales de la empresa, “además, hacerlo a través de los juegos contribuye a que los alumnos disfruten mientras aprenden”.

El Camp Tecnológico está presente en distintos centros repartidos por toda España: Bizkaia, Donostia, Araba, Navarra, Cantabria, Madrid, Barcelona, Valencia… Además de organizar eventos en otras muchas comunidades como Galicia, Murcia, Castilla y León… Asimismo, adaptándose a la nueva situación creada por la COVID-19, han organizado extraescolares y creado Clubs de Fin de Semana online para que cualquier alumno del país pueda realizar los talleres desde casa.

Leave a Reply

%d bloggers like this: